Compartir

El bloque sudamericano Mercosur ofrecerá a la Unión Europea (UE) una baja gradual de los aranceles de compra para sus productos en menos de 10 años, pero espera un “incremento sustancial” del cupo de exportación de carne al bloque, dijo un funcionario argentino que participa en la negociación de un pacto comercial.

Esta nueva propuesta implica una reducción más rápida que la baja de aranceles en un periodo mayor a 15 años que había ofrecido previamente el Mercosur, explicó el secretario de Relaciones Económicas Internacionales de la Cancillería, Horacio Reyser, en una entrevista con Reuters.

“En algún momento de la ronda de negociación, vamos a presentar un ejercicio de aceleración (de la baja), es decir, vamos a presentar un porcentaje del comercio sustancial en canastas de desgravación de menos de 10 años, hasta llegar a cero”, señaló el funcionario en un diálogo en su despacho.

Pero Reyser también dijo que espera un “incremento sustancial” de la oferta de un cupo de 7,.000 toneladas anuales de carne bovina sin aranceles que propuso la UE en octubre, una propuesta que fue decepcionante para el sector de alimentos, clave para la economía del Mercosur.