Compartir

iSalud.com explica que “septiembre es el mes del reinicio del curso, el momento de  volver a las clases y a las rutinas escolares. Según el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, durante estos días volverán al colegio más de ocho millones de alumnos entre Educación Infantil, Educación Primaria, Educación Secundaria y Bachillerato.

La OCU informa de que esta reincorporación a las clases supondrá para las familias un gasto medio de 500€ por niño, por lo que calcular y comparar precios y preparar un listado de lo realmente importante, puede generar ahorros considerables. Con la vuelta al cole no solo vuelven los deberes, las actividades extraescolares y los exámenes, también vuelven los resfriados, las gastroenteritis y las caídas en los recreos. Aquellos niños que empiezan a ir a la guardería o al colegio son los más vulnerables frente a cualquier tipo de enfermedades, especialmente virales, aunque en muchas ocasiones, los hermanos mayores ofrecen el mayor riesgo de contagio para aquellos que todavía no tienen actividad escolar. La salud de nuestros hijos se convierte en una de nuestras mayores preocupaciones y es importante que nos sintamos respaldados y apoyados por los mejores profesionales para que los pequeños de la casa estén siempre bien atendidos”.

¿Qué recomendaciones saludables debemos seguir para afrontar con éxito la vuelta al cole?

Según la Asociación Española de Pediatría, hay cuatro consejos imprescindibles que debemos seguir. En primer lugar, recomiendan que los niños duerman entre 9 y 11 horas todos los días para favorecer el aprendizaje, la asimilación de experiencias y el crecimiento. Aconsejan también que realicen una hora de ejercicio físico moderado-intenso para prevenir el sobrepeso y las enfermedades cardiometabólicas en el futuro. Asimismo, recalcan la importancia de la alimentación y, sobre todo, del desayuno, que deberá cubrir el 25% de las necesidades calóricas diarias y estar compuesto por lácteos, cereales y fruta. En último lugar recuerdan que las mochilas no deberán pesar nunca más del 10% del peso del niño.

Adicionalmente, si queremos asegurarnos de poder consultar todas nuestras dudas y que nuestros hijos reciban atención rápida en caso de enfermedad y en todo lo relacionado con su salud bucodental, es recomendable contratar un seguro de salud personalizado a sus necesidades. iSalud.com, el comparador de seguros médicos líder en España, responde a las dudas más frecuentes a la hora de buscar y contratar seguros médicos para los más pequeños de la casa.

¿Qué características debemos buscar a la hora de elegir un seguro médico infantil?

Existen el mercado muchas modalidades de seguros de salud y todo tipo de coberturas (básicas, sin hospitalización, con intervenciones quirúrgicas, con copago y sin copago, pólizas de reembolso, etcétera). Todas ellas se caracterizan por su servicio personalizado, rápido y eficaz, pero desde iSalud.com recomiendan contratar un seguro médico de máxima cobertura, sin copago, que cubra todas las necesidades médicas de los más pequeños: “Es importante valorar de manera positiva aquellos con un cuadro médico amplio, con análisis pediátricos, con servicios de logopeda, servicios dentales y servicios psicológicos (no incluidos en la sanidad pública), así como con asistencia telefónica las 24 horas del día y atención a domicilio. No podemos olvidar tampoco la importancia de que tanto las enfermedades graves como la realización de pruebas de diagnóstico estén cubiertas. Aconsejan también considerar aquellos seguros con servicio permanente de urgencias, tratamiento de prematuros y centros de pediatría cercanos al domicilio y con horario de consultas que se adapten al horario de los padres”.

¿Puedo asegurar solo a mi hijo?

Lo más habitual es que las familias cuenten con seguros de salud para todos los miembros, ya que suele salir rentable incluir a los hijos en las pólizas de los padres. Las aseguradoras suelen ofrecer descuentos en pólizas familiares y aplican ofertas especiales dependiendo del número de asegurados.

Sin embargo, existe la posibilidad de asegurar tan solo a los hijos, y la mayoría de seguros del mercado ofrece la opción de contratar seguros solo para niños siempre que el titular de la póliza sea mayor de edad. Los precios de este tipo de pólizas suelen variar, pero, lo más común es que aumenten cuanto más pequeños sean los niños y vayan disminuyendo a medida que estos cumplen años.

¿Cómo me puedo asegurar de encontrar el mejor seguro para mis hijos?

Al igual que al realizar cualquier otro tipo de compra, es también esencial comparar los distintos seguros de salud del mercado y lo que incluye cada póliza.

Fuente: ADN del Seguro
Compartir