Compartir

Al menos 7% del producto interno bruto (PIB) del país, en lo que respecta al presente año, proviene de las inversiones que realiza la Gran Misión Vivienda Venezuela (Gmvv). A tal efecto, el aparato productivo del país ha recibido en 2017 más de 302 mil millones de bolívares, lo que genera empleo calificado y no calificado, y operaciones permanentes de los sectores de la construcción, la manufactura y el transporte, entre otros.

Así lo dio a conocer el ministro para Hábitat y Vivienda, Manuel Quevedo, en una entrevista concedida ayer para Unión Radio. “En 2017 hemos desembolsado, puesto en la economía, más de 302 mil millones de bolívares, moviendo el aparato productivo”, dijo.

Asomó que en los próximos días se develará la vivienda número un millón 800 mil, y resaltó el apoyo que el Ejecutivo nacional ha brindado a la Gmvv y al sector. “En los últimos seis años ha garantizado los materiales, los recursos financieros, la asignación de terrenos y la aprobación de proyectos”, aseveró el titular de la cartera.

Además, Quevedo recordó la transcendencia que tiene el programa social de viviendas, que “tiene un componente muy importante en la economía (…), inversiones gigantes que no se han detenido en ningún momento, pese al boicot financiero y la baja de los precios del petróleo”, afirmó.

Para fines de 2017, la Gmvv prevé llegar a los dos millones de viviendas construidas y adjudicadas, y para el año 2019 la meta asciende a tres millones de hogares dignos.

La Gmvv fue creada hace más de seis años por el entonces presidente de la República, Hugo Chávez, quien llamó a atender, en un principio, a las familias venezolanas que habían quedado sin techo propio a consecuencia de las intensas lluvias registradas en el país a finales de 2010.